Alan Wake II no Puede Iniciar: Soluciones

Alan Wake II no Puede Iniciar: Soluciones

Muchos jugadores han reportado un error particular que presenta Alan Wake II en diversos dispositivos: El error que no permite que el juego arranque cuando lo quieres ejecutar. No es necesario explicar porque esto es podría volverse enormemente molesto si lo único que deseas es pasar un buen rato con una amena sesión de juegos, pero te presentaremos justo a continuación todas las posibles soluciones para este problema.

¿Por qué Alan Wake II tiene este problema?

Vale la pena echar un breve vistazo a las razones por las cuales este problema se puede presentar en este título. Usualmente, la principal causa es la presencia de controladores viejos y/o corruptos, aunque también puede deberse a la falta actualizaciones y parches necesarios para ejecutar juegos de este calibre.

Una lista mas completa de las posibles razones, sin incluir las dos previamente mencionadas, contaría con las siguientes:

  • El software del juego se encuentra desactualizado.
  • El juego no cuenta con los privilegios administrativos que necesita.
  • El sistema no cumple con los requerimientos necesarios para correr el juego.
  • Los archivos de juego se encuentran corruptos.
  • Una configuración gráfica del juego que impide que el juego arranque.
  • El conflicto con alguna otra aplicación que esta en ejecución al mismo tiempo que el juego.

¿Cómo arreglar estos problemas de Alan Wake II?

Lo primero que debemos hacer para solucionar este problema es verificar los archivos del juego y asegurarnos de que el título fue instalado de manera correcta. Si todo parece estar en orden, entonces debes seguir con alguno de los siguientes arreglos:

1) Actualizar el juego

  • Abre tu librería de juegos.
  • Localiza a Alan Wake II.
  • Haz click derecho en el título del juego.
  • Selecciona la opción que te permita verificar si hay actualizaciones disponibles, e instálalas si aparece alguna.

2) Ejecuta el juego como administrador

  • Busca el archivo ejecutable o el enlace directo de Alan Wake II.
  • Haz click derecho en este.
  • Selecciona la opción que ejecute el juego como administrador.
  • Siga las instrucciones que salgan a partir de ahora para otorgar privilegios administrativos al juego.
  • Adicionalmente, puedes hacer que el juego se ejecute siempre como administrador mediante una opción disponible en la pestaña de compatibilidad en la ventana de Propiedades.

3) Actualiza los controladores gráficos

  • Presiona Win + X en tu teclado para abrir el Administrador de Dispositivos.
  • Expande la sección de Adaptadores de Pantalla.
  • Haz click derecho en la tarjeta gráfica.
  • Selecciona la opción para actualizar el controlador y sigue las instrucciones que aparezcan a partir de ahora para instalar cualquier actualización que se encuentre disponible.

4) Verifica los archivos de juego

  • Abre tu librería de juegos.
  • Haz click derecho en Alan Wake II.
  • Selecciona la opción Propiedades y navega hacia la pestaña de Archivos Locales.
  • Selecciona la opción que verifica la integridad de los archivos del juego y espera a que el proceso finalice.

5) Ajusta la configuración gráfica del juego

  • Ejecuta Alan Wake II.
  • Navega al menú del juego.
  • Localiza la configuración gráfica.
  • Si las características gráficas se en encuentran en un nivel muy alto, reduce el nivel a medio o bajo.
  • Guarda los cambios y reinicia el juego.

Otras soluciones

Todas las soluciones previamente descritas se enfocan al nivel de software. En caso de que ninguna de estas ofrezca los resultados esperados, entonces es buena chequear estos arreglos a nivel de hardware:

  • El actualizar los componentes de hardware específicos puede hacer una diferencia significativa en cuanto al desempeño del juego se refiere. Los componentes obsoletos, tal como la CPU o la GPU, son capaces de causar una gran cantidad de problemas, entre estos problemas de arranque de juegos.
  • El mantener la PC limpia y realizar un mantenimiento regular a este es absolutamente necesario. Es bien sabido que la acumulación de polvo puede provocar sobrecalentamiento del sistema, lo que a su vez puede llevar a otros problemas.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta

GamingFlask - Tu Tienda Gaming Online
Logo